Los días de Dave Mustaine en Metallica (Parte 1)

Un anunció en el periódico The Recycler buscaba un  guitarrista que fuera fan de Motörhead, Iron Maiden y la obscura banda metalera inglesa Budgie. Ese último detalle fue lo que llamó la atención de un joven Dave Mustaine que decidió hacer esa llamada.  Del otro lado de la línea se encontraba un adolescente danés de nombre Lars Ulrich que había emigrado pocos años atrás a EUA.  Cuando Mustaine comentó que era un gran fan de Budgie, Lars lo invitó a su casa.

 Llegando a su cuarto Ulrich le comentó al guitarrista que el era el baterista de la banda y que ya tenían todo armado, únicamente les faltaba otro guitarrista. Mustaine mientras tanto observaba el cuarto con un poster del baterista de Motörhead en la cabecera y muchas revistas de pornografía danesa por todos lados (sabía que era porno danesa por el idioma y por un contenido mucho más explicito que el de las revistas gringas).  Durante toda la tarde el par se la pasó fumando hash y hablando de música. Finalmente decidieron que Dave debía ir a una audición en casa del bajista Ron McGovney.

 Unos días más tarde el futuro padre de Megadeth se presentó en casa de Ron.  Ron, Lars y su vocalista James Hetfield se presentaron y bebieron varias chelas con el candidato. Mustaine calentó un poco y Lars le dijo no te preocupes no vamos a ensayar ya tienes el trabajo. La banda comenzó a buscar nombres, James propuso Leather Charm que era el nombre de un proyecto anterior del vocalista. Lars propuso Metallica y desde entonces comenzó la dictadura.

 Ron McGovney era un viejo amigo de James. Venía de una familia con una buena situación económica, así que los demás sacaban provecho y el pobre bajista terminaba pagando todas las cuentas. Lars y James lo torturaban en muchas ocasiones (probablemente iban entrenando para la entrada de Jason). Ron sin embargo era leal a su amigo y a la banda. Usó sus contactos con los miembros de Mötley Crüe para conseguir abrirle a Saxon. Originalmente Nikki Sixx y compañía iban a ser los abridores pero decidieron que ya eran demasiado grandes como para eso. Metallica tocó ese show pero la prensa se los comió vivos. El único comentario positivo era “Saxon necesita un guitarrista como Mustaine de Metallica, lástima que es lo único bueno de Metallica”.

 Eventualmente el grupo grabó un casete, que actualmente es el Santo Grial de los coleccionistas de la banda, el famoso No Life til Leather. Un demo de siete rolas que incluía cuatro con una fuerte participación de Mustaine: The Mechanix (eventualmente Four Horse Men), Jump in the fire, Phantom Lord y Metal Militia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s