La primera visita de Björk a México

bjork_en_concierto

Es extraño pensar que un artista visite por primera vez y no ponga un pie en la Ciudad de México. A finales de los ochentas eso sucedió con The Cure y su visita a Monterrey. Hace diez años Björk hizo lo propio al saltarse olimpicamente (por diez años) al DF e irse directamente a un pequeño festival en medio de la nada en el estado de Jalisco.

El Festival Sonofilia 2007 se realizó el 8 de Diciembre en El Aguacate, Zapotlanejo a más de una hora de distancia de “La Perla Tapatía”. El camino desde Guadalajra era en gran parte de terracería, de esa que es experta en fregar la suspensión de todo aquel no tuviera un Jeep. El premio al final del arcoiris era llegar a un paisaje perfecto para la música de la islandesa.  Considerando que los asistentes pagaban mil doscientos pesos por ese evento (no tanto para el boleto de un festival en estos tiempos, pero hace diez años si pesaban)  la organización era bastante mala problemas para lograr estacionarse, horas de fila para cualquier cosa y kilos de tierra en los pulmones de todos los asistentes (muy al estilo Burning Man).

El cartel del festival incluía  varios artistas como Ratatat y MSTRKRFT, pero la mayoría de los 18,000 aventureros estabamos ahí para ese primer encuentro entre la protagonista de Dancing in the Dark y uno de los pocos países que seguían en su lista de pendientes. Björk salió de las tinieblas  con un vestido multicolor, un sombrero estrafalario y maquillaje en la cara que nos recordaba a los apaches. Ese look fue el que trajo por todo el mundo mientras promocionaba su placa del 2007, Volta.

En el escenario la cantante se hacia a compañar de practicamente una docena de músicos incluyendo a sus coristas. Un juego d eluces espectacular y varias banderas servían como decoración en este tour. Las canciones seleccionadas estaban obviamente cargadas al Volta los sencillos Wanderlust y Earth Intruders fueron de las nuevas rolas las que tuvieron mejor recepción. Obviamente Björk siempre deja espacio para tocar un par de sus éxitos y complacer a los villamelones que no sabían a que iban. All is full of love, Hunter, Army of Me y Pluto fueron esos clásicos en esta ocasión y claramente las canciones mejor recibidas.

A mitad del toquín la islandesa interactuo con el público diciedoles:  ” ¿Me pueden hacer un favor? Siento que estoy tocando para máquinas y no seres humanos, podrían dejar a un lado sus teléfonos. Esto es un concierto en vivo, no una grabación. Quiero que esten presentes conmigo.”  La gente hizo caso un par de minutos pero cuando se escucharon los primeros acordes de Army of me, los celulares hicieron su regreso triunfal.

Para cerrar el show se escuchó Pluto y la artista nos pidió que hicieramos un coro de 18,000 voces para cantarle las mañanitas a una de sus coristas que esa noche cumplía veinte años. Después de ese emotivo momento la banda comenzó con la energética rola Declare Independence, una canción que muestra el lado más fuerte y furioso de Björk. Al terminar todo el mundo iba a terrizando a la triste realidad que aún nos faltaban varias horas para poder llegar a nuestras camas. Nos esperaba una larga caminata, eterna fila de estacionamiento y un sinuoso y obscuro camino de carretera para volver a Guadalajara.  La verda valió la pena. Les dejamos algunos videos de esa noche:

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s